Nombre botánico: Cucurbita pepo
Cucurbita pepo v 1

Nombre común: Calabacín, bubango, calabacera, calabacilla, calabacita
Clima: Árido - Atlántico - Continental - Mediterráneo - Montañoso - Subtropical árido - Tropical
Tipo de suelo: pH Neutro - Suelo bien drenado - Suelo fértil - Suelo Húmedo - Textura arcillosa - Textura arenosa - Textura franca
Porte: Herbácea
Tipo: Plantas de temporada
Ritmo de crecimiento: Rápido
Tipo de mantenimiento: Alto
Confort en el jardín: Planta SIN púas peligrosas - Planta NO tóxica - Planta SIN bayas que ensucien el suelo  
Exposición: Semi-sol - Sol  
Necesidad de agua: Agua abundante
Grupo de plantas: Hortalizas
Estilos de jardín: Jardín Rural
Espacio del jardín: Huerta - Jardín en macetas
Altura adulta: Menos de 30cm
Anchura adulta: De 60-99cm
Decoraciones de color: Blanco - Verde Oscuro
Planta decorativa por estación: Para Otoño - Para Primavera - Para Verano
Floración: Primavera - Verano
Fructificación: Otoño - Primavera - Verano
Longevidad: Anuales
Descripción:

Abonado: El calabacín es una hortaliza poco exigente en cuanto a nutrientes. Se puede cultivar sobre una zona del huerto en la que antes se hayan cultivados otras hortalizas más exigentes. Antes de la siembra aportaremos compost maduro rico en nitrógeno.

Plantación: Las semillas del calabacín se siembran a 2-3cm de profundidas dejando más de 70cm de separación entre plantas. La plantación puede hacerse entre abril y julio en el huerto exterior. Se pueden sembrar 3 ó 4 semillas por hoyo para seleccionar después la planta más robusta.

Multiplicación: Propagación por semillas.

Poda: Realizar poda de mantenimiento eliminando hojas y tallos dañados. Plagas y enfermedades: Los calabacines pueden sufrir podredumbres por exceso de humedad, principalmente durante las primeras fases de desarrollo. Se detecta en las hojas, que se cubren de un moho blancuzco. La podredumbre puede llegar a afectar a las raíces de la planta y a los frutos.

Familia botánica: Cucurbitaceae.

Origen: América.

De interés: Hortaliza muy cultivada por sus frutos, calabacines comestibles. Existen muchas variedades de calabacín que se distinguen por la forma y color de sus frutos, cilíndricos, redondeados, alargados, de color verde, punteados, con estrías.., etc. El calabacín necesita un suelo fértil, pero es una hortaliza poco exigente en nutrientes por lo que puede cultivarse en suelos donde hayan crecido anteriormente hortalizas más exigentes. Durante las primeras fases de crecimiento, conviene escardar el terreno para eliminar hierbas que impidan su adecuado desarrollo. Una vez comienzan a crecer los frutos, éstos se desarrollan en muy pocos días por lo que en esos momentos necesitan riegos abundantes. Al regar los calabacines debemos evitar mojar las hojas y los tallos. La recolección de los calabaciones se realiza entre junio y octubre una vez que el fruto alcance un tamaño adeacuado y sin dejar que engorden demasiado, ya que perderán calidad y debilitarán la planta, frenando el crecimiento de nuevos frutos. La planta seguirá generando más calabaciones y debemos ir cortándolos periódicamente haciendo un corte limpio en la intersección del fruto con la rama.

 
 Galería de fotos
Cucurbita pepo v 1 Cucurbita pepo 2 Cucurbita pepo 3 Cucurbita pepo v 4