Navega rápidamente por el índice del contenido



 

Jardín Rural

 

Es un jardín informal, sencillo, práctico y de bajo coste. Su esencia es ser un espacio donde cultivar frutas y verduras, acompañado de flores y otras plantas que proporcionen un diseño con plantación abundante, aunque bien cuidado y con estructuras simples, nada sofisticado. Una parcela pequeña es suficiente para poder desarrollar un jardín rural con éxito.

 

Jardin estilo rural

 

Los elementos clave en un jardín rural son:

 

Árboles frutales. Los manzanos, perales, ciruelos, cerezos, avellanos, almendros y nogales aportarán una sensación muy adecuada a un jardín rural.

 

El césped no constituye un elemento importante. Si se necesita una zona de césped se debe utilizar un área poco destacada bajo los árboles frutales.

 

La huerta. El espacio abierto donde podría ubicarse el césped se dedica a la huerta, que debe integrarse como parte del diseño.

 

Plantas aromáticas y grupos de flores. En el jardín rural debe existir una amplia variedad de plantas, incluyendo numerosas hierbas adventicias, también llamadas malas hierbas, es decir, vegetación que nace de forma espontánea. Todos los espacios disponibles se pueden aprovechar para el cultivo de plantas aromáticas y grupos de flores.

 

Senderos estrechos, de materiales sencillos e invadidos por plantas. Caminos más anchos de lo estrictamente necesario y materiales sofisticados no encajan en un jardín rural. Además, la plantación es la que debe dominar frente al pavimento y la estructura.